Translate

miércoles, 9 de enero de 2013

¿Primero me conozco, luego cambio?


Es habitual el temor a lo desconocido. Hasta diría normal.

Esto sustenta la creencia de que es fundamental conocerse, entenderse y luego cambiar. Las personas sienten la imperiosa necesidad de  saber a qué causas inconscientes se debe su forma de ser y comportarse para poder luego modificar los factores que las lideran.
Yo mismo he seguido esta línea de pensamiento Sofista durante gran parte de mi vida consciente hasta que comprendí lo poco práctico del sistema. Estuve tantos años entretenido en conocerme que olvidé el objetivo principal del plan: Cambiar lo tóxico en mí.

El tiempo iba pasando y yo seguía sin cambiar. Mas al tanto de mi persona, pero igual.

No quiero decir que uno no deba renunciar a conocerse. Es fundamental saber con quién convivimos. Pero ya has detectado un problema. Sabes lo que te molesta de ti, lo que es nocivo. Lo que perjudica a tu persona y a tus relaciones. Sabes lo que tienes que modificar inmediatamente. Lo obvio. Conoces tus malos hábitos. Reconoces los cambios prioritarios en tus actitudes. Entiendes lo que debes cambiar de manera urgente. ¿Qué esperas para empezar?

El hombre tiene como costumbre posponer lo importante.

Podemos, mientras nos conocemos, comenzar a cambiar nuestras creencias, nuestras reacciones, nuestra forma de ser, nuestro estado de ánimo y todo aquello que no resulte adaptable a nuestra realidad deseada. Hemos descubierto que algún proceder nuestro nos produce infelicidad y entendemos que es responsabilidad nuestra, que pone en peligro nuestro rendimiento, nuestra familia, nuestra felicidad o toda nuestra existencia. Si ya lo descubrimos no podemos esperar a entender los porqué de nuestro comportamiento para cambiarlo.
Si comprendemos que nuestras acciones hasta hoy solo producen déficit, debemos comportarnos diferente. Inmediatamente debemos desarrollar nuevas acciones que nos generen ganancias.

Conocerte no sirve de nada si no cambias. Además, ¿para qué quieres conocer a una persona que sabes que no te agrada? Conocerte mientras cambias, esa es la manera de evitar el sufrimiento.

Y no olvidemos la resistencia.

La forma de ser de una persona está dada, principalmente, por el resultado de miles de conductas que se han manifestado en una dirección determinada. Si estás de acuerdo conmigo, bastaría con cambiar algunas de esas conductas, las mas toxicas, por un periodo de tiempo determinado para notar que uno va sustituyendo su manera de ser por otra. Volvemos siempre a lo mismo: Cambiar los malos hábitos por buenos hábitos.

Sin embargo, estoy consciente de que todo cambio produce, en nosotros, una resistencia. Todo cambio supone un esfuerzo. Y el ser humano, por su carácter perezoso y costumbrista, tiene una reticencia inicial al cambio. Por lo que muchos prefieren seguir actuando como vienen actuando, aún a sabiendas de los riesgos, a esforzarse para producir un cambio.
En criollo, nos cuesta arrancar. 

Espero que estés de acuerdo en que extirpar esta actitud autodestructiva es parte fundamental del cambio. Y si realmente quieres un cambio acabas de descubrir por donde empezar.

Si quieres llegar a ser algo comienza por comportarte como si ya lo fueras.

Recuerda la fuerza de las ilusiones. Si tú te ilusionas con llegar a ser feliz, si realmente actúas como si lo fueras, irás desarrollando hábitos que te acercarán cada vez más a la felicidad. Si tú sueñas con ser exitoso y comienzas a comportarte como si lo fueras comenzarás a desarrollar hábitos que te acercarán cada vez más al éxito. Somos como nos comportamos.
Si tú te repites constantemente que no puedes te lo terminarás creyendo y seguramente terminarás formando el hábito de no poder o, lo que es peor, no intentar. La buena noticia es que si te repites constantemente que si puedes se accionará el mismo mecanismo y terminarás formando el hábito de correr el riesgo. Pues tu optimismo te dará la confianza necesaria.

Si no te gusta tu realidad no tienes mas que modificarla.

Se Tu.

Te invito a participar de este espacio. Aporta, opina, construye. Tus ideas aportan al crecimiento colectivo.
Si quieres disfrutar "El cambio necesario" en su versión completa no tienes mas que informarlo haciendo clic aquí. Con mucho gusto te la haremos llegar. 

Exitos!

Martín León.-
@FdeVendedores.

video




2 comentarios:

  1. no puedo estar mas de acuerdo con cada cosa que decis! de tantos libros que lei, este fragmento con tanta facilidad para comprenderlo hace lo complicado, simple!
    Gracias por compartilo!

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu comentario.¡Me alegra que te parezca útil!
    Puedes comunicarte conmigo a info@fabricadevendedores.com.ar y veré que recibas la versión completa.

    Exitos y, sobre todo, se Vos.
    La imaginación siempre paga.

    ResponderEliminar